Tiña versicolor: tratamiento, causas, síntomas, diagnóstico y prevención

La tiña versicolor es una infección micótica común de la piel con un patrón y distribución característicos. Las lesiones pueden tener un aspecto blanco, rosado o pardo y afectan la piel de la región esternal, el dorso y la región lateral del cuello. Con frecuencia son descamativas y a veces pru-riginosas. El tratamiento es de tipo tópico u oral; el segundo proporciona una mayor curación e índices más bajos de recidiva. El tratamiento tópico se basa en una suspensión de sulfuro de selenio al 2,5 %, que se aplica 10 minutos al día durante 10 días, antimicóticos durante 2 a 4 semanas o un champú de azufre y ácido salicílico que se aplica al acostarse y se lava por la mañana durante una semana. Entre los medicamentos de administración oral se encuentran el ke-toconazol o el itraconazol (ambos en dosis de 200 mg/día durante 5 días). Estas pautas se asocian a tasas de curación superiores al 90 %.